El gobierno provincial realizará controles a funcionarios y policías para detectar el consumo de estupefacientes. Desde el Ministerio de Seguridad avanzan en un acuerdo con la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de Rosario para implementar los controles.

Los tests serán solamente para funcionarios de la cartera conducida por Maximiliano Pullaro y miembros de la fuerza de seguridad provincial. En tanto, la puesta en marcha se hará de forma “gradual”, comentaron a este medio.

Para detectar el consumo, se efectuarán análisis de orina y en caso de que un policía obtenga un resultado positivo, el Ministerio de Seguridad le retirará el arma como primera medida y luego iniciará un proceso para establecer si continúa o no en la fuerza.

En el mismo sentido trabajan las provincias de Córdoba y Buenos Aires, en las cuales se espera que en los próximos días anuncien la decisión de controlar a sus agentes.